Apostasía

Por: Mikel Arizaleta
Fuente: http://www.kaosenlared.net (02.09.10)

No deja de ser curioso. Se confirma aquel pensamiento nietzschiano de que la iglesia es la sepultura de “dios”, un recuerdo petrificado de algo que muy probablemente no existió jamás. También la de los franciscanos de Arantzazu, la del friso oteiziano de los apóstoles, como muestra su postura comunitaria ante el anatema del obispo Munilla contra el teólogo José Arregi

Y es muy posible que al franciscano José Arregi en otros tiempos, dentro del cristianismo y durante siglos, le hubieran excomulgado, colgado, o quemado. Que nadie se confunda, hoy en día es sólo la relativa impotencia del clero lo que impide que quemen a sus enemigos. No las ganas ni su metanoia. Ahí está el casi millar de teólogos brillantes, creativos, sugerentes, no sumisos a la fórmula jesuitica y muy episcopal perinde ac cadaver, expulsados, vilipendiados, excluidos y puteados de mala manera en su vida. ¡Y a cuántos han capado, convirtiendo toros bravos en bueyes mansos y sin brillo!

Es un hecho que en el siglo XV y por determinación del Concilio de Constanza se quemó al teólogo, filósofo, reformador, predicador checo y profesor de la universidad de Praga Jan Hus;por mandato del mismo concilio de la Iglesia católica en el que participaron además del “Espíritu Santo” setecientas prostitutas públicas, sin contar las que se trajeron los propios padres del Concilio. El mismo siglo en el que el papa franciscano Sixto IV, el que construyó la Capilla Sixtina -que lleva su nombre-, construyó también un burdel de mucho éxito y que en 1476 introdujo la fiesta de la Inmaculada Concepción. La hipocresía es un propio de la Iglesia católica y sus gentes, como hoy mismo comenta alguna prensa ante la separación de la muy católica Yolanda Barcina, alcaldesa de Iruña y modelo preclaro actual de la moral cristiana de la Iglesia, ayer todavía militante activa de la irrompibilidad y sacralidad matrimonial. Reflejo de “su desastrosa moral sexual y social, de su práctica de proteger dentro del vientre materno lo que luego, con su bendición y apoyo, se sacrifica en la guerra como si en las tripas de las mujeres se criara la carne de cañón”.

Dice el teólogo José Arregi en su agur: “Tomé la palabra, no porque tenga algún mensaje profético urgente que pregonar, sino simplemente porque ya pasaron los tiempos en que la libertad de palabra pudiera ser impedida en la Iglesia de Jesús con pretextos de dogmas y magisterios. Dije “No callaré” y eso equivalía a una insumisión, y en la Iglesia institucional que tenemos no hay lugar para insumisos, y yo lo sabía. Tampoco hay lugar para insumisos en la Orden franciscana que tenemos, y también esto lo sabía”.

Y clamoroso el silencio de los poderes públicos, en especial el de su Ayuntamiento de Oñati, ante la intromisión de la Iglesia en el recorte y violación de derechos civiles de un ciudadano.

Nada extraño, sus alcaldes hoy como entonces siguen bailando a la virgen.

Una respuesta

  1. No hay confianza en hombres…verdad…no hay confinaza en instituciones (al fin y al cabo siguen hombres a su mando)…verdad…
    que estamos en manos de poderes temporales circunstanciados por diversidad de intereses en pugna contra la mayoría necesitada y desemparada por la ignorancia sistematizada del orden y la impotencia del mismo medio cual sea , izquierda, derecha o el mediocentro que quieran poner…pues,se mostrará por siempre inoperante debido a la inexorable inclinación hacia los intereses de quienes los montan…verdad…
    Círculo y mas círculo si de hombres se trata el asunto, formas y redacciones nuevas a los viejos modelos de los siglos. Porque la política, lástima, no es una cienca exacta de la que podamos aprender por prueba y error y luego vuelto a probar con márgenes de análisis cordinado social y económicamente para el aparejo al servicio del hombre.
    Lástima…este arte carece de la piedra filosofal desechada por los ingenieros del círculo eterno…el amor a…
    Piensa…señor apóstata…que con DIOS ( el que quede en el corazón de algunos servidores a medias) estamos como estamos…cuanto menos si se hacen olas a dejarlo definitivamente…si ya lo que sucede es producto de lo poco presente que está entre muchos que dicen tenerlo…ignorancias de hombres seudo-cultos con ritmo de modernismo por no tener nada mas que el sarcasmo a flor de piel y a falta de respuesta inteligente que denote dinamismo, poder verbal y acción en el corazón de los demás porque eso, exactamente eso en el amor de CRISTO no han sido capaces de comprender, y no se puede dar lo que no se tiene…por eso pretenden quitar a otros lo que han perdido por auto-castrarse espiritualmente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s

A <span>%d</span> blogueros les gusta esto: